México- Mérida (10 de Octubre)

Bye Bye Isla Mujeres! Hello Mérida!!!

Hoy nos hemos despedido de Isla Mujeres para dirigirnos a nuestro nuevo destino: Mérida.

Ya más acostumbrados al nuevo horario y con fuerzas renovadas, nos volvimos a despertar a eso de las 7.30 para ducharnos, organizar la bolsa de viaje, hacer nuestra rutina de ejercicio y desayunar. Cómo nos gustó tanto el sitio del día anterior, volvimos a desayunar allí (Mercado  Municipal), pero esta vez nos decantamos por unas quesadillas con jamón y un buen bol de fruta, todo esto junto con dos cafés por 140 pesos.

Después de llegar a la terminal marítima bajo un señor chaparrón (que nos ha obligado a estrenar los impermeables) deshicimos el camino hecho el día 8: ferry de vuelta a Puerto Juárez, colectivo hasta la estación  de autobuses de Cancún (esta vez si que encontramos el dichoso colectivo)  y ADO hasta nuestro destino.

En la estación de Cancún puedes ir a Mérida o en primera clase, que cuesta 420 pesos por persona y tarda 4,3 horas, o en segunda clase,     que cuesta 270 pesos por persona pero tarda la friolera de …. 7, 5 horas!! Y cómo no nosotros escogimos la…. segunda opción!

Aunque el trayecto fue muy largo (y a veces muy pesado), nos ofreció la posibilidad de ver las carreteras secundarias y los pueblecitos más pequeños y como vive su  gente.

Después de comer por el camino llegamos a Mérida para dirigirnos a nuestro Hostal, Hostal la Ermita, un pequeño hostal situado en la calle 77 donde una cama en un dormitorio compartido para 6 personas con AC y desayuno incluido nos costó 200 pesos por persona.

Dicen que Mérida, la capital de Yucatán, es una de las ciudades más cosmopolitas de todo el país, donde se reúnen viajeros de todo el mundo y donde cada día se pueden disfrutar diversos espectáculos por toda la ciudad. Nosotros encontramos la programación diaria de la ciudad en la revista “Yucatán Today” (revista gratuita).

Como que cansancio apretaba nos decantamos por cenar en una pequeña lonchería cercana al Hostal,…. todo un error!!  Con diferencia los peores tacos de nuestra vida…. Pero bueno, de todo se aprende y a partir de ahora haremos más caso a nuestra sagrada Lonely Planet y sus recomendaciones.

 

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.